Esta web utiliza cookies para que se tenga la mejor experiencia de usuario.
Al continuar navegando se está dando consentimiento para la aceptación de dichas cookies y de nuestra política de cookies.
x

Clínicas y Contacto

 

Tratamientos Corporales

 

Medicina y Cirugía estética

 

Dietas personalizadas

 

Tienda

 

Blog

Clínicas y Contacto
Tratamientos Corporales
Medicina y Cirugía estética
Dietas personalizadas
Tienda
Blog

Dieta Flexiteriana




Dieta flexiteriana o flexivegetariana
La palabra flexiteriano procede de la unión de los términos flexible y de la palabra vegetariano, por lo cual sigue el tipo de alimentación vegetariana en su rama ovolactovegetariana ( vegetarianos que toman huevos, lácteos y derivados), pero con el matiz de introducir ocasionalmente algún producto cárnico o de pescado,(no podemos olvidar que desde hace millones de años la raza humana es omnívora, es decir se alimentan tanto de vegetales como de animales).

Este término de dieta Flexiteriana, puede pues ser un término muy amplio en función de lo “flexiteriano o flexible” que uno quiera serlo.

Lo razonable sería comer un 80% de la alimentación a base de frutas, verduras, legumbres y optar por un 20% de consumo de proteína de origen animal a base de huevos, leche, carnes y pescados, que equivaldría a comer tan solo 1, 2 o 3 veces proteína animal a la semana, a hacerlo solamente muy ocasionalmente con motivo de algún evento o reunión social.

 Este tipo de alimentación sería una manera de respetar mucho más el medio ambiente, preservando al mundo animal, la desforestación, evitando la sobrepesca, apostando por un modelo de vida más sostenible y saludable.
 Así pues, el modelo de alimentación flexiteriana sigue el tipo de alimentación vegetariano. No obstante, dentro de la alimentación vegetariana hay distintas ramificaciones como la del vegetarianismo estricto o vegano que evita totalmente alimentos de origen animal.
Sin embargo, aunque la alimentación del vegano y vegetariano total es la misma, se diferencian en que el vegano utiliza este tipo de alimentación como una ideología y estilo de vida, evitando incluso vestimenta o cosméticos que sean de origen animal.
 Con el modelo de dieta flexiteriana, se permite no llegar a determinados extremismos, y como su palabra indica es flexible ya que da margen de decisión en cuanto a las tomas de proteína animal, pero sin olvidar los principios de la alimentación vegetariana.

 Es sin lugar a duda alguna la dieta Flexiteriana o flexivegetariana la dieta del futuro y la que más se asemeja a la dieta Mediterránea.

 Con la dieta flexiteriana se ingieren menos calorías, menos grasas totales, mejorando los niveles de colesterol, menor ingesta de sodio y de azúcares refinados, ayudando a mejorar la salud cardiovascular y prevención de enfermedades relacionadas con la hipertensión, el síndrome metabólico, diabetes, cáncer, etc.

 En definitiva, hay que realizar un tipo de alimentación saludable, respetable con el medio ambiente, utilizando en lo posible, alimentos denominados kilómetro 0 ( cercanos al lugar del que vivimos), huyendo de snobismos, modas pasajeras, aunque hay que reconocer que el respeto al medio ambiente y al mundo animal, hace una llamada de atención a la reflexión.

 Pero también es cierto que, mucho más importante es concienciar a la sociedad sobre lo pernicioso que son las bebidas alcohólicas, las chucherias (llenas de azúcar), bebidas energéticas, refrescos azucarados, el tabaco, comidas procesadas, más que el hecho de querer respetar a los animales.  

Clínicas Calatayud, apuesta por un tipo de alimentación sana, equilibrada, sostenible con el medio ambiente, y cercana a la denominada dieta mediterránea.