Esta web utiliza cookies para que se tenga la mejor experiencia de usuario.
Al continuar navegando se está dando consentimiento para la aceptación de dichas cookies y de nuestra política de cookies.
x

Clínicas y Contacto

 

Tratamientos Corporales

 

Medicina y cirugía estética

 

Dietas personalizadas

 

Tienda

 

Blog

Clínicas y Contacto
Tratamientos Corporales
Medicina y cirugía estética
Dietas personalizadas
Tienda
Blog

CRIOLIPOLISIS contra la grasa localizada




Nuevo método de eliminación de los acúmulos grasos localizados, mediante apoptosis térmica

Dos manípulos CoolTech independientes de 350 cm3 cada uno aproximadamente que succionan el "michelín" a una temperatura controlada de -5º ( solo disponible en equipos con un software de uso médico de hasta -8º grados),  que provoca una "apoptosis" o destrucción del tejido graso.

El tiempo de exposición ( de 45 a 55 minutos)  y la baja temperatura son la clave para provocar la apoptosis (destrucción) de los adipocitos. A partir de ese momento se inicia el proceso natural de eliminación por el sistema linfático.

Los manípulos de succión del tejido graso generan un efecto de vacío aminorando el flujo sanguíneo temporalmente en la zona, con lo que se consigue que la adiposidad quede inmóvil y aislada al separar el tejido graso del calor muscular, y se logra un enfriamiento más preciso de la zona a tratar, además de una penetración de frío más profunda.
El proceso de destrucción del tejido dura varias semanas, pero los resultados pueden empezar a observarse desde las 3 primeras semanas hasta los 3 meses posteriores.
Los estudios revelan que aunque la grasa profunda permanece con el mismo grosor, la grasa superficial se reduce hasta un 20% de espesor por cada aplicación.

 Este tratamiento a pesar de su eficacia, no deja de ser indoloro, inocuo y mínimamente invasivo.

La introducción de suero frío mediante mesoterapia a 0º multiplica la destrucción de adipocitos al cristalizar las células grasas.
Por lo general son suficientes de 1 a 4 sesiones por zona, para obtener resultado satisfactorio.
Las sesiones de repetición se deben de realizar cada 20-30 días, y  en función del tiempo de exposición al tratamiento y del grosor del panículo adiposo.

La pérdida de grasa se va materializando de una manera gradual y progresiva durante un periodo que oscila entre 2 a 3 meses, los primeros resultados se empiezan a observar a las 3-4 semanas del tratamiento.

En cada sesión suele haber una pérdida del 15-25% de tejido graso y una media de pérdida de espesor de 12mm-16mm.


Aunque las células destruidas no son reemplazadas por otras, las células grasas restantes se podrían transformar en hiperplásicas (aumentando de tamaño), y por consiguiente ocupando mayor superficie corporal, de ahí la conveniencia de mantener al mismo tiempo hábitos dietéticos saludables.

La reeducación alimentaria complementaria ayuda a que los resultados obtenidos permanezcan visibles en el tiempo.

Definición de: hidrolipocrioclasia:
 
Inyección mediante mesoterapia de suero fisiológico frío con baja osmolaridad en la zona marcada, lo que al producir la entrada de agua (hidro) dentro de la célula grasa (lipo) distendiéndola hasta producir la rotura (clasia) de la célula.
Al introducir el suero frío(crio), multiplica el efecto producido con la criolipólisis al estar el tejido graso degradado.